Noboa: De casta le viene al galgo

Noboa: De casta le viene al galgo
Fecha de publicación: 
6 Abril 2024
0
Imagen: 

La noticia del día. Policía de Ecuador reprime al jefe de la Cancillería de la Embajada de México. De casta le viene al galgo. El padre de Noboa fue siempre un detractor de los gobiernos que tuvieran visos de izquierda.

De muy popular ha sido calificado el joven presidente ecuatoriano, Daniel Noboa, quien a pesar de promesas incumplidas o logradas efímeramente, goza de más del 81% de aprobación, según coinciden encuestadoras que, curiosamente, tienen igual signo de derecha.

Como esto de la aceptación y la catalogación del grupo encuestador tiene tantas aristas, no sería muy extraño aceptar tal conclusión, viendo la pifia argentina con Milei, si no nos entrara la duda de que si habrían correístas o indígenas participantes en el sondeo.

El correísmo, la principal fuerza de oposición, si logra el apoyo del movimiento indígena, podría cambiar la balanza a su favor y en contra del gobernante, aunque algunos de los líderes aborígenes han servido de instrumentos de la derecha, fracturando así su poder de decisión y disuasión.

Noboa ha cambiado su postura en relación a las promesas de campaña, además de tener que recurrir a un nuevo préstamo del Fondo Monetario Internacional y aceptar la intromisión de Estados Unidos en lo que se refiere a la seguridad, todavía ineficaz, cuando resurgen aún más fuertes los tiroteos en Guayaquil y otras ciudades, además de motines carcelarios.

En este contexto, ante fuertes críticas, echó para atrás su intento de aceptar solamente armamento norteamericano y su calificación de obsoleto al ruso en poder de las Fuerzas Armadas, porque no sabía que Washington lo entregaría a Ucrania.

CAMBIOS, Y NO PARA BIEN

Daniel Noboa fue posesionado como presidente de la República el 23 de noviembre del 2023, con el fin de cubrir una etapa de 25 meses,  luego de la disolución provocada por el anterior mandatario, Guillermo Lasso, con el avieso fin de evitar un juicio político.
En estos primeros cuatro meses de gobernanza, Noboa ha eludido promesas de campaña.

Durante su promoción electoral, hizo ofrecimientos de que en su gobierno no habría incremento de impuestos. Al contrario, en el debate presidencial de segunda vuelta habló de deducciones tributarias para empresas. Cuando ya fue electo, antes de asumir el cargo aclaró que su proyecto de reforma tributaria no implicaba un alza de impuestos.

El 19 de diciembre del 2023 la Asamblea Nacional aprobó la Ley de Eficiencia Económica y Generación de Empleo, y una minoría de legisladores no dieron su apoyo al señalar que solo se beneficiaba a deudores.

A eso se suman las actuales diferencias entre las bancadas legislativas y el Ejecutivo por el Proyecto de Ley Orgánica para Enfrentar el Conflicto Armado Interno, la Crisis Social y Económica. Allí el jefe de Estado planteó y logró aprobar incrementar el Impuesto al Valor Agregado (IVA) del 12% al 15%, lo cual ha perjudicado a las clases medio y baja, o sea, hizo lo contrario a lo que prometió.

Otro tema en el que se ve un cambio de postura es sobre el bloque petrolero del Yasuní ITT. Noboa, como candidato, dijo en el debate presidencial de agosto de 2023 que votaría por el ‘sí’ en la consulta popular.

Este proceso recibió el respaldo de la ciudadanía para cerrar el bloque y prohibir la explotación. Sin embargo, en enero el mandatario manifestó que una moratoria, que extienda el plazo para ejecutar el mandato de la consulta, sería una alternativa viable para generar ingresos.

El plan Fénix para enfrentar la inseguridad no consta en el plan de gobierno que Noboa presentó al Consejo Nacional Electoral (CNE) para inscribir su binomio. Se lo mencionó en diciembre.

Esas variaciones entre lo que aseguró como candidato frente a lo que hace como mandatario se entienden porque, “en la política ecuatoriana, lo que se dice en campaña electoral probablemente tendrá poco que ver con lo que se tenga que hacer cuando se llega al gobierno. Ahí uno se da cuenta de que las necesidades son diferentes”, explica el politólogo Arturo Moscoso. “Nuestras elecciones se caracterizan por la demagogia en los ofrecimientos para ganar votos”, añade.

Además, considera que fue un error de Noboa hablar sobre la moratoria porque pudo aplicarla sin pronunciarse. No obstante, advierte que incumplir el mandato de la consulta puede ser causal de destitución.

FARSA

De su lado, Micaela Camacho, del colectivo feminista 'Cholas Valientes', advirtió "una falsa dicotomía que nos plantean entre el aumento del IVA y mantener la explotación del Yasuní-ITT, mientras al mismo tiempo se perdonan deudas millonarias a los grandes empresarios".

"No puede existir una verdadera democracia ni libertad cuando se nos impone elecciones manipuladas similares a las relaciones violentas donde un agresor te fuerza a elegir entre opciones que te perjudican entre varias maneras", dijo Camacho.

"Nos negamos a financiar la guerra patriarcal y racista y denunciamos el 'paquetazo' económico encubierto como una respuesta frente a la crisis. Las élites proponen continuar la devastación ambiental aprovechando la crisis y seguir afectando a los intereses más vulnerables", añadió.

En este contexto, líderes progresistas del movimiento indígena calificaron de farsa la consulta que propone Noboa, indicaron que se hace para legitimar el espurio proceso y coincidieron en señalar que están dispuestos a resistir, por muy difícil que sea.

DE CASTA LE VIENE AL GALGO

El aparentemente nervioso Noboa, ya había dado muestras de irrespeto al cargo que ostenta, cuando en su primer viaje al exterior, a España, trasnochó desde el primer momento, llegó siempre beodo al hotel donde se alojaba y las reuniones, por su culpa, comenzaron tarde, sin disculparse con sus anfitriones.

Asimismo, hacía valer su condición de hijo del mayor multimillonario en Ecuador, donde la empresa bananera patriarcal nunca fue señalada como sospechosa de narcotráfico, al descubrirse que cada caja de banano de exportación transportaba cocaína.

Todas las empresas bananeras fueron involucradas al respecto, menos, subrayo, la del padre del mandatario, mientras un ceremillar de medios favorables a la derecha y al falso centroizquierdista presidente trataban de desviar la atención al respecto, con el fin de evitar que Noboa echara al basurero los activos más grandes de un mandatario: credibilidad, imagen y el nivel de confianza de la población.

Su padre fue siempre un detractor de los gobiernos que tuvieran visos de izquierda, y en este contexto intentó vanamente en seis ocasiones tratar de convertirse en presidente. 

Su hijo, en su primer intento, ya lo es, y sus incumplimientos en relación a problemas que afectan a la población, ya hacen que algunos citen la frase “De casta le viene al galgo”, refiriéndose en este caso a la transmisión de los defectos de los padres a los hijos.
 

Añadir nuevo comentario

CAPTCHA
Esta pregunta es para comprobar si usted es un visitante humano y prevenir envíos de spam automatizado.
CAPTCHA de imagen
Introduzca los caracteres mostrados en la imagen.