OPINIÓN: Se ve futuro en el canotaje cubano

OPINIÓN: Se ve futuro en el canotaje cubano
Fecha de publicación: 
24 Septiembre 2021
0
Imagen principal: 

Las cubanas Yarisleidis Cirilo y Katherin Nuevo también enseñaron las uñas en Tokio, pero ahora se pusieron de lleno en el mapamundi del canotaje.Durante la cita del orbe que acogió Copenhague, las muchachas obtuvieron par de preseas, plata en el C-2 a 200 metros y bronce en el C-2 a 500, las dos primeras medallas del sector femenino cubano en citas universales de cualquier tipo.

La brillante actuación de la canoa biplaza masculina cubana en los Juegos Olímpicos de Tokio no fue obra de la casualidad, eso nunca estuvo en duda.

Sin embargo, los resultados del reciente Campeonato Mundial confirman lo que ya se vislumbró en la capital japonesa, y es que hay vida más allá del bote insignia del canotaje cubano.

Serguei Torres y Fernando Dayán Jorge llevan tiempo codeándose con lo que más vale y brilla de su especialidad, por lo que era posible incluso el título olímpico, pero la Federación de la disciplina viene trabajando con seriedad hace años, y ya comienzan a verse los frutos de una nueva generación.

El bote del C-2 ha sido por tradición el emblema de esta disciplina, pero ahora retomamos las esperanzas de tener un buen singlista con José Ramón Pelier, quien pretende seguir la estela dorada de Ledis Frank Balceiro, lo cual son palabras mayores.

No obstante, el guantanamero ha mostrado excelentes cualidades a sus 20 años y si mantiene su progresión y un buen número de competencias internacionales, puede darnos agradables sorpresas tan temprano como en los venideros Juegos Centroamericanos y del Caribe.

Pero las mayores alegrías por estos días las aportaron las chicas. Yarisleidis Cirilo y Katherin Nuevo también enseñaron las uñas en Tokio, pero ahora se pusieron de lleno en el mapamundi del canotaje.

Durante la cita del orbe que acogió Copenhague, las muchachas obtuvieron par de preseas, plata en el C-2 a 200 metros y bronce en el C-2 a 500, las dos primeras medallas del sector femenino cubano en citas universales de cualquier tipo.

Es bueno recordar que la mayoría de las principales figuras del mundo no asistieron a esta justa porque prefirieron descansar tras la justa estival, pero sí lo hicieron las consideradas grandes promesas, por lo que los resultados son alentadores.

Lo sucedido en el lago Bagsvaerd de Dinamarca debe marcar un antes y un después en la carrera deportiva de la villaclareña Nuevo, de solamente 18 años, y la guantanamera Cirilo, de 19, sin que esto signifique lanzar campanas al vuelo.

El hecho de que se trata de un deporte “de laboratorio” puede contribuir enormemente al desarrollo de estas figuras, porque se pueden concentrar los esfuerzos tanto económicos como técnicos y de experticia.

Se trata ahora de cuidar estos talentos y potenciarlos como se ha hecho en las dos décadas pasadas, donde una generación ha tomado el batón con la siguiente sin dejar caer los resultados tanto en nuestra área geográfica como a nivel mundial.

Añadir nuevo comentario

CAPTCHA
Esta pregunta es para comprobar si usted es un visitante humano y prevenir envíos de spam automatizado.
CAPTCHA de imagen
Introduzca los caracteres mostrados en la imagen.

Video