El patrimonio cubano en 2023: consagración y orgullo de un país

El patrimonio cubano en 2023: consagración y orgullo de un país
Fecha de publicación: 
3 Enero 2024
0
Imagen principal: 

Foto: tomada de Bienvenidos a Cuba

El 2023 fue año de merecidas celebraciones para el patrimonio cubano.

Desde la restauración y la gestión de sitios, así como de la preservación de tradiciones, el período resultó provechoso, y en ello las Oficinas del Historiador y del Conservador en el país tuvieron un peso importante.

El año inició con el XXVII Taller Científico de Antropología Social y Cultural Afroamericana, que rindió homenaje a los 37 años de la fundación del Museo Casa de África y se dedicó a la defensa y salvaguarda del patrimonio inmaterial y material de ese continente en la mayor de las Antillas.

La Agencia de Viajes San Cristóbal, la cual promueve el turismo histórico y patrimonial desde hace más de un cuarto de siglo, amplió sus oficinas de ventas en la capital.

Esa entidad, adscrita a la Oficina del Historiador de la Ciudad de La Habana (OHCH), presta variados servicios como receptivo nacional, entre ellos excursiones temáticas sobre historia, cultura, la rehabilitación patrimonial y labor social, la arquitectura, la religión, y la travesía por la red de ciudades patrimoniales que Cuba posee.

La llegada del 2023 marcó también el comienzo del año lectivo en la Escuela Taller "Gaspar Melchor de Jovellanos", centro que potencia en las jóvenes generaciones el estudio de los oficios y la especialización en la conservación y restauración de sitios de valor histórico y cultural de la urbe habanera.

El Centro Histórico acogió importantes acontecimientos como el estreno de la ruta "La Habana de José Martí", para honrar la memoria del Apóstol en el aniversario 170 de su natalicio.

Con ese periplo diseñado por el historiador Joseph Trujillo y ejecutado por la Agencia de Viajes San Cristóbal, se visitaron sitios de la capital vinculados a la vida y obra del más universal de los cubanos, como su casa natal en la calle Paula, el Colegio San Pablo, la Iglesia del Ángel y la Cárcel de La Habana.

Se inauguró, además, el Museo Universitario, con motivo de los 295 años de la fundación de la Real y Pontificia Universidad de San Gerónimo de La Habana para comunicar el legado cultural de los estudios superiores en Cuba.

La instalación cuenta con valiosas piezas que denotan la influencia del catolicismo y de los frailes dominicos en la enseñanza en suelo caribeño.

En febrero llegó a las calles del Centro Histórico la XXXI Feria Internacional del Libro, dedicada a Colombia, y en la que la OHCH tuvo un aporte significativo con la presentación de títulos de Ediciones Boloña.

Para involucrar a los públicos en la rehabilitación y salvaguarda del patrimonio, se realizó el I Taller de Conservación y Restauración de Bienes Patrimoniales en el  que con actividades teóricas y demostrativas se abordaron especialidades como la cerámica, el vidrio, el papel, textiles, metales, relojería y la  luthería, entre otros.

La edición XXVII de la Jornadas Técnicas de Arquitectura Vernácula, en el mes de marzo, se dedicó a las ciudades de Pinar del Río y Viñales, así como a la promoción de la cultura patrimonial vernácula.

Como muestra de que el Centro Histórico capitalino posee vida propia, volvió el Festival Internacional de Danzas en Paisajes Urbanos "Habana Vieja Ciudad en Movimiento".

La cita ocupó las principales plazas y arterias de la demarcación con coreografías y pasacalles, donde el arte de la danza cobró un vínculo especial con el patrimonio arquitectónico de la urbe.

En abril, el Consejo Nacional de Patrimonio Cultural otorgó los premios nacionales de Conservación y Restauración correspondientes al año 2023.

Fue el Centro Fidel Castro Ruz el ganador en la categoría de Restauración, pues se le devolvió el esplendor a una de las más hermosas edificaciones del Vedado habanero.

Ese sitio -que mereció también el Premio Provincial de Restauración- combina elementos de su etapa fundacional a fines del siglo XIX con las nuevas tecnologías para conectar con el público joven y transmitir conocimientos.

Otros importantes lauros como el del Consejo Internacional de Monumentos y Sitios (Icomos), el de la Unión Nacional de Arquitectos e Ingenieros de la Construcción (Unaicc) se le confirieron a ese lugar.

En el apartado de Restauración, el Premio Nacional correspondió a la Estación de Bomberos "Enrique Estrada" de Matanzas, instalación única de su tipo en Cuba que atesora la historia del Cuerpo de Bomberos y presta servicios como cuartel.

Unos de los sitios más galardonados fue la Iglesia Parroquial Nuestra Señora del Rosario y San Luis Rey de Francia, situada en la comunidad habanera del Guatao, pues se alzó con los reconocimientos colaterales de las oficinas en Cuba de Documentación y Conservación de Edificios, Solares y Barrios del Movimiento Moderno y de Icomos, así como con el de la Unaicc y mención en la categoría de Conservación.

Según declaraciones a la Agencia Cubana de Noticias (ACN) de Ailén Martínez, directora del Museo Municipal de La Lisa donde se enclava la conocida como Iglesia del Guatao, esa edificación constituye uno de los bienes patrimoniales más preciados de la localidad, pues exhibe un perfecto estado de conservación aunque data de los años 50 de la pasada centuria.

El inmueble religioso atesora en su interior obras de grandes artistas de la plástica cubana como Rita Longa y Alfonso Rodríguez Pichardo, y se trata de un espacio pionero del movimiento moderno cubano, de manos de su arquitecta Olga Echezarreta Mulkay, subrayó Martínez.

Otras instalaciones merecieron premios por su aporte al patrimonio industrial, cultural, educativo y doméstico cubano, pues exhiben sus mejores galas a pesar del paso implacable del tiempo.

Con el arribo del quinto mes del año, llegaron también las buenas nuevas para la nación antillana en materia patrimonial.

Las Actas Capitulares del Ayuntamiento de La Habana (1550-1898), junto a los carteles del cine cubano, fueron inscritas en el registro Memoria del Mundo de la Organización de las Naciones Unidas para la Educación, la Ciencia y la Cultura (Unesco).

Esas declaratorias evidenciaron la prioridad que Cuba presta a su patrimonio documental y visual, y materializaron el intenso trabajo de dos historiadores como Emilio Roig y Eusebio Leal -en el caso de las actas -  y de un intelectual de la talla de Alfredo Guevara en función del séptimo arte.

Durante el verano de 2023 La Habana abrió sus puertas a la edición 23 de Rutas y Andares, proyecto que involucró a más de 160 familias en el descubrimiento del patrimonio de la ciudad.

Con 91 recorridos, 61 propuestas en modalidad virtual y 81 talleres para todas las edades, se exploraron temáticas del arte, la literatura, la historia, el deporte y la arquitectura, tanto del Centro Histórico como de otras zonas de la capital como Los Pocitos en el municipio Marianao, la zona de Nuevo Vedado, Miramar, la Habana del Este y Centro Habana, siempre en alianza con proyectos comunitarios e instituciones nacionales y de la cooperación internacional, señaló Katia Cárdenas Jiménez, directora de Gestión Cultural de la OHCH.

El verano de 2023 fue el momento escogido por la Oficina Regional de Cultura para América Latina y el Caribe de la Unesco para sus puertas abiertas a las mansiones del Vedado habanero.

Los visitantes pudieron conocer de primera mano las características de esos inmuebles, la protección de sus valores patrimoniales y las transformaciones y nuevos usos que muchas de esas casonas exhiben.

Se recorrieron el Centro Dulce María Loynaz, la sede de la Unión de Escritores y Artistas de Cuba, la Casa de la Amistad, la Casa del Festival Internacional del Nuevo Cine Latinoamericano, la Residencia del Embajador Británico en Cuba y las embajadas de China y Noruega, viviendas que sobresalen por su arquitectura y que atesoran parte de la historia de La Habana del período republicano.

Para la Isla y para quienes tienen la noble tarea de preservar el patrimonio nacional, septiembre es el momento del año de mostrar especial gratitud a su principal artífice: el eterno historiador Eusebio Leal Spengler (1942-2020).

Justo en esa fecha en que se conmemoró el aniversario 81 de su natalicio Alicia García Santana, historiadora e investigadora, lo calificó como "un apasionado de la belleza cubana y del amor y el orgullo que debemos sentir por nosotros mismos" y dijo que es "un paradigma de la nación y de la estructura moral que nos sostiene como país".

Por vez primera tuvo lugar en Cuba la Noche del Patrimonio, evento que se realizó de forma simultánea en todas las ciudades patrimoniales del archipiélago y junto a Perú, México y España.

La edición del evento en la nación caribeña fue el resultado del convenio de articulación que, desde noviembre de 2022, se impulsó a través de una declaración de intenciones para el trabajo conjunto entre el Grupo de Ciudades Patrimonio de la Humanidad de España y la Red de Oficinas del Historiador y del Conservador de las Ciudades Patrimoniales de Cuba, según detalló Arsenio Manuel Sánchez Pantoja, coordinador de esa red, a la ACN.

A través de esa iniciativa las parrandas de Remedios salieron nuevamente a las calles, se visitaron los patios coloniales habaneros y se realizaron recorridos guiados por exposiciones fotográficas en horarios poco habituales para esas instalaciones, entre otras acciones para sensibilizar a la población en la preservación del patrimonio cultural.

Un momento especial resultó la visita al Museo Colegio de Santa Clara de Antonio Guterres, secretario general de la Organización de las Naciones Unidas, quien recorrió la instalación que se convertirá en un centro de estudios del patrimonio, de referencia para el continente.

La Dirección de Patrimonio Documental de la OHCH organizó, durante el 28 y 29 de septiembre, el II Encuentro Cultural Cafetalero, que recordó los 275 años de la llegada del café a Cuba.

En octubre más de 100 jóvenes de 17 naciones del Caribe se incorporaron a los cursos presenciales del Polo Caribeño de Formación Cultural del Programa Transcultura de la Unión Europea y la Unesco en La Habana.

Anne Lemaistre, directora de la Oficina Regional de Cultura para América Latina y el Caribe de la Unesco, apuntó que los cursos permiten la confluencia de las artes y los oficios para preservar el patrimonio caribeño.

Esa formación refuerza las competencias y conocimientos de jóvenes profesionales de la cultura entre 18 y 35 años de edad en materias como el diseño, los audiovisuales, los idiomas, los oficios, la artesanía y la música, explicó.

También se realizó el V Coloquio de Educación Patrimonial "El Patrimonio Cultural y la Agenda 2030", que incluyó una Feria Científica para la gestión del desarrollo integral del Centro Histórico habanero.

Durante el mes de noviembre se celebró el aniversario 504 de la Villa de San Cristóbal de La Habana.

Los festejos incluyeron la tradicional vuelta a la ceiba en El Templete y la inauguración de obras de impacto sociocultural como el jardín vertical del Parque Jústiz, algunas salas del Palacio de los Condes de Jaruco, el Acuario del Centro Histórico y la Casa Vitier García-Marruz.

Además, alrededor de 24 familias capitalinas se beneficiaron con la entrega de viviendas en el Edificio de la Real Proclamación y en el ubicado en Obispo 202, donde intervinieron diversas empresas de la OHCH y de la cooperación internacional.

Por esas fechas tuvieron lugar las semanas de las culturas italiana, belga y británica en Cuba, de las cuales el Centro Histórico fue uno de los principales escenarios para promover el intercambio entre esas naciones.

En noviembre sesionó el XIX Internacional de Gestión de Ciudades Patrimoniales que, además de celebrar el aniversario de La Habana, rememoró los 30 años del Decreto-ley 143 sobre la OHCH, donde se dictaron las pautas para que la entidad asumiera el manejo de la gestión y conservación del patrimonio de la capital.

Se dialogó en ese cónclave sobre las urbes inteligentes, que se deben preparar ante desafíos como la sostenibilidad de las principales políticas y procesos en bien de la transformación de la ciudad.

El 5 de diciembre la Red de Oficinas del Historiador y del Conservador de las Ciudades Patrimoniales arribó a sus 15 años.

Las urbes que ostentan esa condición en el país son Viñales, La Habana, Guanabacoa, Matanzas, Cárdenas, Cienfuegos, Sancti Spíritus, Trinidad, Remedios, Sagua La Grande, Camagüey, Gibara, Bayamo, Santiago de Cuba y Baracoa, sitios que enaltecen el patrimonio nacional por sus valores culturales, arquitectónicos, paisajísticos, artísticos y sociales.

De acuerdo con Sánchez Pantoja, su coordinador, alrededor del 32 por ciento de la población cubana vive en una de ellas y en su entorno coexisten colecciones valiosas, edificios icónicos y tradiciones que las oficinas del historiador y del conservador gestionan como espacios sagrados de la nación.

Aseguró que estamos ante 15 tesoros que le permiten a la nación antillana competir con otros lugares del área del Caribe, Centroamérica y América Latina si de conservación y puesta en valor de su patrimonio se trata.

En estas últimas jornadas del año se recibió con júbilo la declaratoria del bolero como Patrimonio Cultural Inmaterial de la Humanidad de la Unesco.

Cuba y México comparten esa condición, pues ambos pueblos han sido cultores de ese género que, desde 2021, también es Patrimonio Cultural de la Nación en suelo antillano.

La OHCH presentó recientemente su calendario de 2024, cuya campaña visual rinde tributo al Capitolio Nacional que en el venidero año cumplirá 95 años de existencia y que es símbolo de La Habana a escala mundial.

Finalmente, se dio a conocer que Miguel Barnet, etnólogo y escritor, obtuvo el Premio Nacional de Patrimonio Cultural por la Obra de la Vida en 2023.

Su consagración al rescate y promoción de los elementos patrimoniales de la mayor de las Antillas y de los más autóctonos valores culturales de la nación lo hicieron acreedor de tan importante lauro.

Así transcurrieron 12 meses cargados de trabajo y de resultados palpables para el patrimonio cubano en todas sus vertientes.

Hoy muchos lugares de elevado valor histórico recobran su esplendor a pesar de las carencias de recursos que tanto inciden en un sector como la cultura.

La premisa será siempre la sensibilidad, el respeto y cuidado hacia ese legado que de forma tangible o no, ha dejado la humanidad con el paso del tiempo.

Añadir nuevo comentario

CAPTCHA
Esta pregunta es para comprobar si usted es un visitante humano y prevenir envíos de spam automatizado.
CAPTCHA de imagen
Introduzca los caracteres mostrados en la imagen.