Economía de EE.UU.: Como la Luna que se quiebra

En este artículo: 
Economía de EE.UU.: Como la Luna que se quiebra
Fecha de publicación: 
7 Mayo 2023
0
Imagen: 

Así, remedando la pieza musical del afamado artista mexicano Agustín Lara se encuentra la economía de Estados Unidos, gran hacedor de desastres a nivel mundial, pero que en casa propia ya no le está funcionando la “maquinita de hacer dinero”.

No es la primera vez ni será la última que declararán su economía en quiebra, y es porque su deuda es ya de 14 dígitos, comenzando por 34, con miles de bancos insolventes y una recesión que viene avalada por una inflación incontenible, pese a los continuados anuncios de aumento de empleos y la consiguiente baja del desempleo.

Decir que Estados Unidos está en quiebra no es fácil, ya que podría arrastrar a otras economías similares que dependen de esa nación, y aunque a veces hay una reserva para compensar a quienes más tienen, ello siempre conlleva el maltrato y desasosiego de quienes tienen menos, que son los más.

Esta economía sigue siendo golpeada, con subsidios considerables por la insolvencia demás de 2 000 bancos.

Para algunos analistas avezados, como Albert Edwards, los beneficios corporativos tendrán un "camino muy, muy largo para caer" en el futuro, por lo que es probable que el mercado bursátil caiga, ya que el comportamiento de las acciones está estrechamente vinculado a los beneficios y ganancias de las empresas.

Aunque las tasas de desempleo caigan en EE.UU., la economía del país ya está en recesión, asegura, y espeta: "El importante indicador oficial de EE.UU. nos dice que la recesión es un hecho, no mañana, ni la semana que viene, sino hoy", declaró refiriéndose al índice económico líder para EE.UU. de la organización Conference Board, que se encuentra ahora en niveles coherentes con el inicio de los periodos de recesiones pasadas.

Subrayó que, aunque los últimos datos de la Oficina de Estadísticas Laborales indican que la tasa de desempleo en el país ha caído al 3,4 % y se han creado 253 000 nuevos puestos de trabajo –superando así las expectativas de 180 000–, hay que esperar a la revisión de los datos.

Para los menos conocedores de este panorama complejo existe la pregunta de cómo puede estar la economía en recesión cuando las nóminas y el Producto Interno Bruto siguen creciendo.  La respuesta obvia es, como a principios del 2008 (cuando EE.UU. hizo estallar la crisis financiera mundial), las revisiones, lo cual demostraría que son irreales las cifras del empleo y que ellas están realmente a la baja.

Además, las empresas que mantienen unos costes elevados para aumentar sus beneficios se están perjudicando a sí mismas, ya que esto alimenta aún más la inflación.

Como consecuencia, es probable que el mercado bursátil caiga, ya que el comportamiento de las acciones está estrechamente vinculado a los beneficios y ganancias de las empresas.

Cabe señalar que la Reserva Federal de EE.UU. (Fed) ya subió los tipos de interés en un 0,25% hasta alcanzar el nivel más alto en 16 años. Estas alzas, que comenzaron en marzo del 2022, aumentaron el riesgo de recesión, duplicaron los tipos hipotecarios, elevaron los costes de los préstamos para automóviles y tarjetas de crédito, así como también a empresas.

TÉTRICO PANORAMA

Lo expuesto para la primera economía mundial fue subrayado por la quiebra de tres grandes bancos estadounidenses y la inestabilidad del sector bancario, ya que esas entidades habían comprado bonos a largo plazo que pagaban tipos bajos y que perdieron su valor rápidamente cuando la Fed elevó las tasas.

Las quiebras de Silicón Valley Bank, Signatura Bank y First Republica Bank son solo la cima del iceberg, y más de la mitad de los prestamistas de EE.UU. sufren la crisis de liquidez.

Ello hace que casi la mitad de los 4 800 bancos de EE.UU. son potencialmente insolventes, porque se han acabado sus reservas de capital.

Para Amit Seru, de la Universidad de Stanford, tales quiebras son solo la punta del iceberg, porque "gran parte del sistema bancario estadounidense es potencialmente insolvente", afirma.

Un informe de la Institución Hoover del profesor Seru y un grupo de expertos bancarios ha mostrado que alrededor de 2 315 bancos en EE.UU. actualmente tienen activos que valen menos que sus pasivos, mientras que el valor de mercado de las carteras de préstamos de estos prestamistas es dos billones de dólares más bajo que el valor contable declarado.

Al mismo tiempo, en opinión de este experto, los reguladores estadounidenses pueden contener la crisis de liquidez inmediata que enfrentan los prestamistas medianos, al garantizar todos los depósitos temporalmente. Sin embargo, esto no abordaría la mayor crisis de solvencia.

Y mientras trato de cotejar estas líneas llega la noticia de que las acciones del banco PacWest, con sede en California, registraron una caída en sus acciones del 60%.

De acuerdo a una encuesta realizada por la consultora Gallup, ‘refleja que un 48% de los adultos estadounidenses dice estar preocupado por su dinero; un 19% aseguró estar "muy" preocupado, mientras el 29% de los encuestados señaló estar "moderadamente" preocupado.

Estas líneas son muy breves para abordar totalmente este panorama tan complejo, por lo que se hará necesario abordarlo más adelante acerca de la todavía principal potencia económica del planeta.

Y recordemos que, en anteriores cracks financieros, como el de los años ’30 del siglo pasado, una enorme cantidad de banqueros se suicidaron. Sin embargo, en la hecatombe comenzada en el 2007 y desatada abiertamente un año después, ninguno lo hizo y hasta llegaron a ser premiados por el Estado (con el dinero de los contribuyentes) con un millón de dólares como mínimo, “para compensar las ganancias no percibidas”.

Añadir nuevo comentario

CAPTCHA
Esta pregunta es para comprobar si usted es un visitante humano y prevenir envíos de spam automatizado.
CAPTCHA de imagen
Introduzca los caracteres mostrados en la imagen.